SANGRAR AL PUEBLO SUBIENDO PREDIAL…NO SABEN DE OTRA

0

RESEÑA POLÍTICA
Por: Juan R. de la Sota
Golpe a las finanzas del pueblo

Autorizar incrementos al impuesto predial y a otras contribuciones económicas, así como aumentos a las tarifas del transporte público urbano, de  agua, luz y drenaje y de otros servicios, sería perpetrar un gran golpe a las finanzas del pueblo, debido a la difícil situación financiera que enfrenta por los bajos salarios.

Votar a favor de propuestas de mayores cobros, sin duda generaría la irritación social, pues los raquíticos sueldos, solo permiten para una mala alimentación de las familias y no para pagar más cargas fiscales y alzas a los servicios públicos.

Existen otros métodos de cómo los gobiernos pueden obtener ingresos económicos, sin afectar el bolsillo de la clase trabajadora y no son nada complicados, sólo es cuestión de dedicación y esfuerzo para fortalecer sus finanzas.

Demandar un aumento al impuesto del predial, no se justifica, ya que los ayuntamientos tienen la opción de instrumentar programas para exigir el pago a todos aquellos que adeudan esta carga tributaria, con lo cual fortalecerían sus finanzas y tendrían suficiente dinero para atender las demandas sociales.

Los alcaldes que plantearán incrementos al impuesto del predial, no deberían acudir a lo fácil, se ven ambiciosos, abusivos y flojos, sino ponerse a trabajar junto con sus tesoreros, para revisar el padrón de contribuyentes y exigir  se cubran los correspondientes adeudos.

Aumentar dicho impuesto, quienes así lo pretenden, no resolvería las necesidades sociales, eso es lo que menos interesa a los mandatarios municipales, pues han tenido suficiente tiempo, dinero y no lo han hecho.

Hay constancia de ello y por eso molesta a las familias, su pretensión de elevar impuestos y más porque evidencian su voracidad de tener más dinero para elevarse sus sueldos y gastarlo, sin ser productivos para su comunidad, porque alcaldes llegan y alcaldes se van y continúan los mismos problemas en cada una de las comunidades.

Si quieren más dinero, lo podrán obtener, pero reforzando sus acciones para que toda la gente cumpla con el pago del impuesto predial y esto sería lo correcto, porque un gobierno necesita aplicar el cobro de contribuciones, a fin de contar con poder económico para atender las exigencias de la sociedad, aclaro, de la población, no de los funcionarios voraces y sinvergüenzas.

No es el momento de aplicar más cargas fiscales y aumento a los servicios a los ciudadanos, es necesaria la presentación de propuestas que generen el fortalecimiento de las finanzas municipales, sin afectar la economía de las familias.

Por ejemplo, cada COMAPA y la CFE, deberían instrumentar acciones para combatir  tomas clandestinas, exigir el pago a los usuarios que no han cubierto el correspondiente cobro por la prestación del servicio e instalar agua y electrificación en aquellas zonas donde hay, dado que esto motivaría ingresos económicos a sus tesorerías.

Los diputados del Congreso del Estado, tendrán que cumplir con su obligación de defender los intereses de la población, por lo que no deberían autorizar aumentos al impuesto predial ni a los servicios públicos de agua y drenaje, dado que sería una medida que dañaría enormemente la economía de las familias tamaulipecas.

Autorizar los legisladores, aumentos a las contribuciones económicas de la población, ganarían en su contra el reclamo y el rechazo ciudadano, sobre todo aquellos que tienen en sus manos el proyecto de ser candidatos a Presidentes Municipales, diputados federales y senadores.

El pueblo no quiere más impuestos y aprobarlos, provocaría  gran desánimo al ambiente electoral y que afectaría sus grandes ilusiones.

En lo referente al transporte público urbano, autorizar un nuevo incremento a la tarifa de este servicio, resultaría de gran perjuicio, principalmente  para los trabajadores y la población estudiantil.

Por eso, la insistente propuesta de los líderes de microbuses de aumento al pasaje, tendrá que ser desechada por las autoridades estatales y porque además no se justifica, ya que el actual cobro les da para financiar la prestación del servicio y hasta para vivir como ricos.

Algunos trabajadores pagan hasta 50 pesos diarios del servicio de transporte y les motiva una pulverización de su salario, por lo que otro aumento sería criminal para sus finanzas.

Los líderes del transporte deben dejar de estar pidiendo aumentos, es necesario

cumplan con su función y obligación de dirigentes, para eso los eligieron, solicitando al gobierno estatal y federal algunos subsidios que apoye la carga de su inversión para brindar el servicio.

Es falso que ya no les representa negocio ofrecer el servicio, ya que obtienen la suficiente ganancia. Lo que sucede es que son desordenados en el gasto y pretenden hacerse ricos de la noche a la mañana.

No aumentar impuestos y rechazar incrementos al costo de los servicios, aliviaría en algo la gran carga de gastos que enfrenta la ciudadanía y, eso motivaría un aplauso para todos los representantes populares.

Cambiando de tema,  el Gobernador Francisco García Cabeza de Vaca, impulsa la reubicación del penal  victorense y una serie de medidas para proteger a los tamaulipecos.

El retiro de los reos de ese lugar, es una acción acertada y que urge, ya que representan incomodad y hasta peligro para la población asentada en zonas aledañas a ese inmueble.

El gobernador anunció acciones de su administración, “en corresponsabilidad con los municipios”, como la construcción del C5, cobertura con cámaras en todo el Estado, el equipamiento de los cuerpos de seguridad y la reubicación urgente del penal al nuevo reclusorio en construcción, con el fin de garantizar la seguridad de las familias de esta entidad federativa.

García Cabeza de Vaca, resaltó que se está trabajando  en obtener más apoyos para la Policía Estatal, para la Procuraduría General de Justicia y para ampliar a su segunda fase a la Universidad de Seguridad y Justicia.

El Dato: Como lo comenté, ya se prepara el cambio de algunos titulares de las delegaciones federales de Tamaulipas, pues resultaron bastante flojos y por consecuencia no han entregado buenas cuentas en impulso a las actividades agropecuarias, rehabilitación de carreteras, combate a la pobreza y marginación, legalización en asuntos agrarios, de apoyo a la vivienda en el sector rural y en otras de sus obligaciones.

Se han tardado en realizar esos cambios, pues los actuales delegados han pasado el mayor tiempo en la hamaca y el resto de pachango y a los cuales los tamaulipecos deben de despedir con porras de desagrado, por inútiles y vividores del presupuesto.
Correo:jrdelasot@hotmail.com

Comparte:
Share.

About Author