Estado

Un tamaulipeco de oro…

VIDA DIARIA
Por: Rosa Elena Gonzalez

Ni por error se le ocurra pensar que nos referimos a un político, esos en realidad, sean del color que sean, no alcanzan a ser ni de bronce, de lata quizá, de cartón o paja sí, porque es de lo que la mayoría son.

Del tamaulipeco de oro que le hablamos, es un joven de alma limpia, corazón valiente, decisión, amor por la vida, que sabe vencer cualquier adversidad y ganar compitiendo limpio, y créame las cualidades de ese muchacho difícilmente las pondrá conjuntar cualquier político.

Se llama JUAN DANIEL RODRIGUEZ MASCORRO, es un joven que ha demostrado que el querer es poder, que los discursos salen sobrando cuando la disciplina el amor por lo que se hace es más grande que cualquier adversidad.

JUANITO, como cariñosamente le llaman, es un TAMAULIPECO DE ORO, que no sabe de la maldad de los hombres, mezquindades, envidias, intereses o desinterés políticos, pero si sabe de esfuerzo, dedicación y que para ganar se tiene que levantar y salir a luchar por lo que quiere lograr.

De JUAN deberíamos aprender todos los que creemos tener capacidades, con todos nuestros sentidos y mejor nos sentamos a esperar que las cosas sucedan, nos quejamos de todo pero no hacemos lo suficiente para alcanzar lo que queremos.

JUAN DANIEL es un ejemplo de lucha, es un joven al que el síndrome Down no le ha impedido obtener conquistas, es un gran atleta que a pesar que no tiene el total apoyo, como lo pudiera tener cualquier otro competidor, no deja de luchar y de ganar.

Lamentablemente los deportistas con capacidades diferentes siguen siendo relegados a pesar de ser los que más gloria dan al país, los que compiten con entrega y coraje por su patria, así como lo hace JUANITO que ha escrito el nombre de Tamaulipas con letras de oro.

Hoy las notas periodísticas nacionales y redes sociales dan cuenta que allá en Sudáfrica hay un tamaulipeco con casta de campeón, un joven llamado JUAN DANIEL que se enfrenta al mundo por su patria, que orgullosamente se ciñe en su pecho el lábaro patrio al que honra con sus triunfos.

Pero JUANITO no está solo, bien dicen que al lado de un gran hombre hay una gran mujer, su madre le acompaña en cada aventura, ella es un ejemplo de lucha, una guerrera que se enfrenta a todo para ver a su hijo feliz, lleno de orgullo, además esta su entrenador que merece reconocimiento, y por lo que nos enteramos, para que RODRIGUEZ MASCORRO participara en esta ocasión también un grupo de ciudadanos de buen corazón apoyaron para que el joven hoy nuevamente demuestre que es un campeón.

Tristemente hoy que JUANITO está en el medallero y rompe record mundial, propios y extraños decimos que todos somos JUANITO, pero ¿en qué o cuanto le apoyamos a él o su madre?, en realidad los logros son solo suyos, su familia, de su entrenador y los que de manera altruista le ayudan y que han puesto alma, corazón y vida para que ese TAMAULIPECO DE ORO pueda demostrar de lo que es capaz.

Ser Down requiere muchos tratamientos, apoyo comprensión, atención para JUANITO, su Madre, DOÑA FRANCISCA MASCORRO, y quienes le rodean, seguramente pasan momentos muy difíciles, de crisis, más cuando el dinero no alcanza para atenderle, prepararle y llevarlo a competir.

Afortunadamente ha sido mucho más grande el coraje de JUANITO y DOÑA FRANCISCA para vencer adversidades, seguramente han sido muchas lágrimas y paciencia para llegar, pero ha valido la pena.

Claro que es bueno que hoy todos nos regocijemos por los triunfos de JUANITO pero sería mejor que hiciéramos algo para que este muchacho, su madre, y su entrenador siempre tuvieran el apoyo necesario, ojalá que a su regreso, desde las autoridades nacionales hasta las locales, se apliquen para reconocer su dedicación y esfuerzo porque JUAN DANIEL es un TAMAULIPECOS que vale ORO, ejemplo de vida, orgullo de los victorenses.

Notas relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar