Opinión con sentido

Las mañaneras como negocio de alguien

Por: Carlos Puig

Cosas raras que suceden. Les cuento. El 27 de noviembre, en la mañanera, uno de los que asisten preguntó: “…Presidente, ¿qué le parece que cerca de 70 mil trabajadores sindicales petroleros dicen y coinciden que Romero Deschamps sigue operando a través del diputado priista plurinominal Manuel Limón, quien está prácticamente a punto de concluir su interinato este próximo 16 de diciembre, después de la renuncia casi forzada de Romero Deschamps el pasado 16 de octubre? “Por ello acusan que la Secretaría del Trabajo y Previsión Social ha sido cómplice de Romero Deschamps, ya que al ex líder sindical nunca se le hizo toma de nota desde el pasado 1º de enero, y pese a ello sigue manejando decisiones en el sindicato al grado de querer imponer a su ‘delfín’, su yerno, Ricardo Aldana.

Esta complicidad, según ellos, los sindicalizados de Pemex, se da gracias desde la trinchera del Poder Judicial, que me refiero por supuesto a la jueza Rosaura Rivera Salcedo, jueza octava de Distrito en Materia de Trabajo de la Ciudad de México, quien ha aplazado la audiencia constitucional dos veces a uno de los varios aspirantes al sindicato de Pemex, de Mario Rubicel Ross, quien según los trabajadores sindicalizados ganó las elecciones en tiempo y forma y ya hasta este momento no se le toma, se le ha hecho la toma de nota”.

Ayer, otro de los que asisten, diferente al del día 27, preguntó: “…cerca de 70 mil trabajadores sindicalizados petroleros dicen, coinciden que Carlos Romero Deschamps sigue operando a través del diputado priista plurinominal Manuel Limón, quien está prácticamente a punto de concluir su interinato este 16 de diciembre, después de la renuncia casi forzada de Romero Deschamps el pasado 16 de octubre.

Por ello acusan que la Secretaría del Trabajo ha sido supuestamente cómplice de Romero Deschamps, ya que al ex líder sindical nunca se le hizo toma de nota desde el pasado 1º de enero y pese a ello sigue manejando decisiones en el sindicato, al grado de querer imponer a su ‘delfín’, su yerno Ricardo Aldana. Esta complicidad, según ellos, se da desde la trinchera del Poder Judicial.

Se refieren a la jueza Rosaura Rivera Salcedo”… Por espacio no reproduzco el resto, pero usted lo adivinó: es igualito. Todo es muy raro, dice un compañero de páginas.

@puigcarlos

Notas relacionadas

Te puede interesar

Cerrar
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar