LES DIERON HASTA CON LA CUBETA

Comparte esta noticia:
  • 6
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    6
    Shares

Les dieron hasta con la cubeta

Tiempo de opinar

Raúl Hernández Moreno

Hoy se instaló de manera  formal el Consejo Municipal Electoral, que se encargará de organizar el proceso de la elección  de presidente  municipal.

Al frente del Consejo quedó la profesora Ileana Marigel Rejón García. En el 2016 ocupó la presidencia del Consejo Distrital 1. Ya tiene experiencia, pues.

Como este año habrá elecciones concurrentes, le Consejo tendrá  apoyo y asesoría del Instituto Nacional Electoral, lo que  garantiza mayor transparencia e  imparcialidad.

En otro tema, el próximo domingo, a más  tardar, el Instituto Electoral de Tamaulipas, debe emitir un dictamen en torno a las 65 solicitudes de candidatos independientes a la presidencia municipal.

A los que se autorice, a partir del lunes 8 de enero podrán  reunir firmas de apoyo. Se  requieren 9 mil, distribuidas en por lo menos 98 de los 196 seccionales que  hay en Nuevo Laredo.

Hay cuatro aspirantes a la alcaldía de Nuevo Laredo, esperemos que reúnan  las  firmas y que puedan  participar en la elección. Que participen en serio, no por 15 minutos de  fama.

Mientras tanto, Morena ya descartó a Carlos Canturosas como prospecto a la alcaldía o la diputación   federal. Ahora trabaja en la dupla Ramón Garza Barrios y Ramón Cantú Deándar, para   la alcaldía y la diputación federal. En unas semanas  más, va a tomar la decisión.

La fórmula de los dos Ramones va a generar  mucho ruido y  puede  dar la sorpresa,  máxime que la imagen de Andrés Manuel López Obrador sigue estando arriba,  pese a los dislates en que incurre. Tiene sus fanáticos que están con él a morir y eso lo  hace muy fuerte.

Igual y su solo nombre en la  boleta,  sirve para hacer ganar a los candidatos que  hagan campañas exitosas e intensas, en los municipios, en los distritos, en las senaduría,  en las  alcaldías de la Ciudad de México.

En el caso de Ramón Garza Barrios, cuando se lanzó como candidato a la presidencia municipal, en el 2007,  una de sus cartas de presentación,  fue  presentarse como un candidato abierto a los ciudadanos, a las asociaciones civiles. Eso le permitió  obtener 20 mil  votos más  que a los que el PRI estaba habituado. Es decir, le funcionó la estrategia.

Cuando arranquen  las campañas, los primeros días permitirán   establecer con exactitud  si la competencia es  en serio o si solo  está  generando  ruido.

Los que deberían de estar preocupados por la  salida de Ramón Garza Barrios  del PRI, son los directivos de este partido. Pero no lo están, porque insisten en hacer  números en un escritorio, con los cuales, según  ellos, están muy sobrados y van a ganar la próxima elección sin ningún problema.

La cuestión es que ese fue el mismo criterio en el 2013 y en el 2016 y en la primera, el PRI quedó 37 mil votos abajo del PAN y en la segunda la diferencia fue de 28 mil. O sea les dieron  hasta con la cubeta y de nada valió las actitudes positivas