MUEREN AHOGADOS EN UNA POZA EN LLERA

Comparte esta noticia:
  • 28
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    28
    Shares

LLERA, TAMAULIPAS.- Un menor de edad y su tutor lamentablemente perdieron la vida debido a que cayeron a un cenote profundo cuando estos acudieron al sitio a divertirse en compañía de otro amigo.

Los lamentables hechos ocurrieron el domingo por la mañana pero debido al difícil acceso y la profundidad de la poza los elementos de Protección Civil lograron sacarlos hasta ya entrada la tarde.

Los ahora occisos fueron identificados como David “N” de 30 años,del ejido Santa Inés y Candelario “N” de 13 y del poblado La Morita.

La tragedia sucedió en el ejido El Progreso del municipio de Llera en el balneario “La Cascada”.

David había llevado a Candelario y a otro amigo más ha referido Cenote.

David desde hace años se hizo tutor de Candelario debido a los maltratos que el menor sufría con su familia.

El domingo a temprana hora se dirigieron al centro turístico para pasar un rato agradable.

El adolescente decidió meterse a la poza pero comenzó a manotear por lo que David decidió meterse; aseguró el tercer invitado al paseo.

El testigo detalló que alcanzaron a salir a una orilla pero cuando el adolescente trepaba por unas piedras volvió a resbalar llevándose consigo también a David.

Al ver que ninguno de los dos salía decidió ir a pedir ayuda pero debido a la lejanía en que se encontraba tardo en arribar a una zona donde le pudieran ayudar.

Ya por la tarde personal de protección civil de Llera y de Mante se reunieron para realizar el operativo de búsqueda y rescate apoyados con vecinos del ejido cercano donde se encuentra la poza.

A las 16:00 horas el voluntario José de Jesús “N” de 43 años logró ubicar el cuerpo de David y a eso de las 17:20 horas encontraron Candelario.

Para las 17:35 horas el personal procedió a realizar el rescate y a las 20:00 horas la unidad General de investigación acudió al sitio para dar fe de las muertes.

Ya, a eso de las 20:20 horas personal de la funeraria procedió a trasladar los cuerpos al Semefo para la necropsia de ley.

 

 

 

 

ALFREDO PEÑA