Hallan manchas de sangre en el maletero del coche de la española desaparecida en México

Considerandos:

1.-Como se recordará, el marido reportó el caso a las autoridades 2 días después del supuesto secuestro (al que las autoridades catalogan jurídicamente  como “no localizada” – es común que los plagiarios ordenen a los familiares no avisar a la policía o asesinaran al plagiado 

2.-supuestamente al marido le dijeron que le hablarían por teléfono- cosa que hasta la fecha no ha sucedido.

3.-el marido -Jorge Fernandez- es empleado de la Universidad de Seguridad y Justicia de tamaulipas  siendo contratado desde el  narcogobierno de Egidio Torre Cantù (PRI) -esta universidad al igual que la Sria de Seguridad Publica se encuentra aún  infiltrada por miembros de diversos carteles y no han sido depuradas en su totalidad

4.-Se tiene  conocimiento que la señora Pilar Garrido supuestamente secuestrada tenia desavenencias graves con el marido por cuestiones de infidelidades de èl  -pero Raquel la hermana de la secuestrada desde España dice que metería las manos al fuego por su cuñado y que no tenían problemas conyugales

5.- la señora Pilar tenía comprado su boleto de avión a España para irse solamente  con su hijo

6.-Raquel  -la hermana de pilar-  dice que  el 24 de julio los 3(su hermana, marido y niño) viajarían de México a España por motivos vacacionales –

(Situación fácil de comprobar  en la agencia de viajes o donde hayan comprado los boletos-)

7.-Raquel la hermana dice que su cuñado es de carácter fuerte al igual que su hermana -dando a entender que se enojan con facilidad y lo expresan de inmediato-

8.-  se sabe que el marido ha caído en algunas inconsistencias en los 2 interrogatorios que lleva como testigo -en el club campestre de Cd Victoria se dice que su actitud es totalmente tranquila 

9.- encontrar residuos de sangre en la cajuela del carro le da un “giro inesperado” al asunto -el luminol con el que detectaron las manchas  de sangre no altera  el ADN- así  sabremos lo que ocurrió- 

 Hallan manchas de sangre en el maletero del coche de la española desaparecida en México

El marido, que tardó dos días en denunciar el caso, ha trabajado en materia de seguridad pública del estado de Tamaulipas

Manchas de sangre en el maletero y un marido que trabajaba en la seguridad del estado de Tamaulipas. EL MUNDO puede adelantar que el descubrimiento de manchas de sangre, tras realizar test de luminol en el maletero del coche del que descendieron hipotéticamente a Pilar Garrido, la española desaparecida en México desde el pasado 2 de julio, ha dado un giro brusco en las investigaciones de las autoridades mexicanas que llevan con sigilo el hasta ahora oficialmente caso de persona no localizada.
Fuentes de la investigación adelantan a este periódico que los test realizados han detectado manchas hemáticas en el vehículo del que según el marido de la víctima fue secuestrada Pilar por tres hombres armados.
Además, este periódico ha podido confirmar que Jorge Fernández González, nombre del mexicano marido de Pilar, es una persona que ha trabajado en el C-4 de Tamaulipas. Los C-4 son los centros de vigilancia pública estatal desde los que se dirige buena parte de las tareas de seguridad. Jorge al menos ha formado parte de este clave organismo de seguridad.
Ante todo este panorama, las autoridades han tomado declaración al esposo, que está vinculado al proceso en calidad de denunciante, pero todas las posibilidades siguen abiertas.
Para los investigadores resulta raro que no haya habido petición de rescate en lo que aparenta ser un caso de secuestro y que un hombre relacionado con las fuerzas de seguridad tardara dos días en denunciar el secuestro de su mujer. Pilar no tiene familia en México, pero algunos conocidos de ella, según adelantan fuentes de las investigación, han hecho declaraciones a las autoridades pidiendo que se investigue al esposo.
Los agentes por su parte están haciendo un exhaustivo análisis de las redes sociales de la víctima y de su entorno, así como han pedido apoyo a la Embajada Española datos para conocer más de la vida personal de Pilar.

Reconstrucción del testimonio del esposo

Por último, en un caso que lleva de cabeza a los investigadores, se está reconstruyendo la declaración del esposo para corroborar la veracidad de lo declarado y se han hecho diversos e importantes operativos de seguridad, en los que han participado agentes estatales y federales, así como marines y soldados, en la carretera que comunica Soto la Marina con Ciudad Victoria.
Pilar Garrido sigue desaparecida en uno de los estados más violentos de México, Tamaulipas, en el que hay más de 5000 personas desaparecidas.
*********************

“Pondría la mano en el fuego por mi cuñado, él no tiene nada que ganar”

La hermana de la valenciana Pilar Garrido descarta que su marido esté relacionado con su desaparición en México tras haber sido interrogado por la policía

ignacio cabanes valència 19.07.2017 | 01:27
“Pondría la mano en el fuego por mi cuñado, él no tiene nada que ganar”
El presunto secuestro de Pilar Garrido Santamans, la valenciana que lleva desaparecida desde el pasado 2 de julio cuando unos hombres armados asaltaron en una carretera de México el vehículo en el que iba junto a su bebé y su marido, según la versión de este último, sigue siendo un misterio con más sombras que luces. En todo este tiempo nadie se ha puesto en contacto con la familia para pedir un rescate, por lo que las autoridades mexicanas sostienen que «no hay indicios de que este privada de su libertad».
No obstante, la familia de la víctima no cree que su marido tenga nada que ver con su desaparición y sostiene que después de un exhaustivo interrogatorio la policía federal ha descartado esa línea de investigación. «Pondría la mano en el fuego por mi cuñado, él no tiene nada que ganar con todo esto», remarca la hermana de Pilar Garrido.
Según asegura Raquel, el matrimonio no atravesaba por ninguna crisis y si esto fuera así su madre, quien estuvo viviendo con ellos en México durante dos meses apenas un mes antes del supuesto secuestro, se habría dado cuenta de algo. De hecho, iban a viajar juntos de vacaciones a España el próximo 24 de julio, donde pasarían una temporada de dos meses con el pequeño y con la familia materna. «Tienen un carácter fuerte los dos, pero son tal para cual, llevan once años juntos y cinco de casados», aclara sobre su relación.
La familia lo ha barajado todo y piden a sus secuestradores que la liberen. «Aun tengo la esperanza de que llamen para pedir un rescate, hay casos en los que los secuestradores han tardado un mes o más en establecer un primer contacto», argumenta Raquel. Por si esta esperada llamada llegara a producirse, su cuñado tiene preparada una cantidad de dinero con la que afrontar el supuesto pago del rescate.
El marido de la víctima denunció los hechos la misma tarde en que tres hombres armados con pistolas y una escopeta les hicieron detener el vehículo cuando regresaban a Ciudad Victoria tras pasar un fin de semana en la playa de La Pesca. No obstante, la familia prefirió no hacer público el secuestro hasta pasados quince días por recomendación de la policía. En los últimos días una llamada anónima permitió la detención de dos secuestradores en el estado de Tamaulipas por otro caso y por ello optaron por solicitar la colaboración ciudadana.
La pareja lleva tres años viviendo en este estado mexicano, donde la tasa de secuestros se ha disparado. Hace siete años también fijaron su residencia allí, pero regresaron a España por cuestiones de seguridad. «En su mente estaba venirse aquí para que su hijo creciera en un entorno más seguro», afirma la hermana de la desaparecida, asegurando que era una decisión conjunta de ambos. Sobre este ir y venir entre España y México argumenta: «Aquí no hay trabajo y allí no hay seguridad»