YA INICIO LA GUERRA SUCIA EN REDES SOCIALES Y MEDIOS TRADICIONALES CON MIRAS AL 2108

0

Por: Naybi Medina

La guerra sucia o las campañas negras, son una estrategia política que ha cobrado popularidad en nuestro país desde hace algunos años, su objetivo primordial es vencer a los adversarios políticos que se puedan tener en los partidos contrarios o inclusive en el mismo partido de quien la utiliza.

Este tipo de campañas, es en realidad un mensaje difundido a través de los medios de comunicación tradicionales, así como en las redes sociales, con la finalidad de denostar a un adversario, se centran en hablar mal de una persona o partido político, en algunos casos se publican errores de toda índole que se le atribuyen al contrincante, se le atribuyen delitos, casos de corrupción, se les ridiculiza o se exhiben cosas muy personales.

Todos recordamos la campaña negra que se utilizó en la elección del 2006 “LÓPEZ OBRADOR ES UN PELIGRO PARA MEXICO”  este slogan trascendió, la gente escucho este mensaje y se le venía a la mente la idea de que, Andrés Manuel es un comunista y que si llega al poder, hundiría a México con sus locuras, ya de por si el señor tiene un carácter que no le ayuda y el partido Acción Nacional supo aprovecharse de esto para ganar la elección. Como resultado de esta, en 2007 se prohibieron constitucionalmente las “campañas negras” y el artículo 41 establece que en las campañas electorales que difundan los partidos, deberán de abstenerse de expresiones que denigren a las instituciones  o difamen y calumnien a las personas.

En la actualidad este tipo de campañas es cada vez más utilizada en México, en especial en las redes sociales, que se han convertido en un verdadero campo de batalla, en donde simpatizantes y  miles de “bots” (programa informático que imita el comportamiento humano) comentan, debaten y comparten imágenes para reforzar el mensaje central, a esto le sumamos los vacíos legales que existen en el internet.

Al día de hoy no existen leyes que eviten o sancionen estas prácticas, y es que para legislar sobre el uso de redes en materia electoral, se tendrían que hacer varios análisis muy profundos que nos permitieran diferenciar entre que es público y que es privado en lo que a usuarios de estas plataformas se refiere y también tendría que evitarse coartar la libertad de expresión de las personas.

Estas campañas negras también se ocultan detrás de movimientos ciudadanos, para así evitar las sanciones legales que conllevarían si estas se hiciera dentro de un partido político o a través un candidato. ciertamente los ciudadanos desde cualquier ámbito, tenemos todo el derecho de expresarnos en contra o a favor de cualquier circunstancia o evento que esté relacionado con la política o la sociedad, para muestra están las marchas y reclamos, que poco a poco se han vuelto muy comunes en nuestro país.

Aquí encaja muy bien esto que se dicen muchos consultores políticos… SI NO TIENES NADA MALO QUE DECIR DE TU CONTRINCANTE, MEJOR CEDELE EL LUGAR DE UNA VEZ. Y aun así te preguntaras ¿porque las campañas negras son tan comunes? Porque siempre han estado ahí, porque  se han convertido en parte de los usos y costumbres dentro de  una elección, y por qué aún hay lagunas legales que permiten que se lleven a cabo sin castigo alguno para quien incurra en desacreditar a su oponente de una manera no ética.

Los ciudadanos se dejen llevar por efervescencia que traen las elecciones y este tipo de estrategias solo dañan a la democracia de nuestro país, ya que con tristeza vemos que no siempre gana el candidato que tenga el mejor discurso o las mejores propuestas, sino que el candidato que cuente con los mejores asesores y con la mejor campaña negra.

Este año en nuestro país se llevaran a cabo elecciones para gobernador, presidentes municipales y diputados locales en los estados de: Coahuila, Nayarit y en el Estado de México. Y también se renovaran 212 ayuntamientos en Veracruz. Seguramente veremos campañas negras en todos estos estados y también seguramente veremos que se manejen otras en el resto del país con miras al relevo presidencial del 2018.

Ante este escenario, a los ciudadanos nos toca la tarea de estar preparados, de informarnos, de investigar y conocer a nuestros candidatos, para no dejarnos llevar por el marketing político y las campañas negras que no le hacen ningún bien a nuestra sociedad y mucho menos a nuestra democracia.

 

Comparte:
Share.

About Author