S.OS. PERIODISTAS DE TAMAULIPAS EN PELIGRO

0

 

Resurgen agresiones, amenazas, extorsiones, allanamiento de domicilio, familiares golpeados y saqueo de sus hogares, daños materiales, acoso telefónico.

La Secretaria de Seguridad inmóvil, incapaz y el área especial de atención contra delitos a periodistas, los desampara.

Gran rezago y enormes carencias en la institución de atención a víctimas del delito.

Por: Oscar R. Castañeda Montemayor.

Recordemos que hace meses una familia completa de periodistas tamaulipecos tuvieron que huir a otro destino por diversas manifestaciones de agresión en su contra. Más recientemente hay cinco periodistas que han sufrido esta clase de acciones que atentan contra la libertad de expresión y su quehacer profesional.

El último caso resulta escandalosamente reprobable y es muestra de la ineficacia de la autoridad involucrada, si ¡involucrada!, no solo responsable, y me refiero específicamente a una familia de conocido periodista, allanaron con lujo de violencia y prepotencia causando daños materiales, destrozando puertas y muebles, golpearon a mujeres y jóvenes, robaron variadas pertenencias. Fueron elementos de la hoy pervertida y delincuencial fuerza Tamaulipas que llegaron en patrulla oficial y no obstante haberse presentado denuncia correspondiente y acudir a sus superiores hace ya mes y medio, aun no hay respuesta oficial, por tanto, no han podido detener ni castigar a los elementos responsables, los protege el departamento de investigación de asuntos internos.

En esta corporación que debiera proporcionar seguridad y detener delincuentes y consignarles, son ellos la delincuencia que porta uniformes oficiales y actúa con impunidad, la corrupción esta armada y se traslada en patrullas oficiales. Hoy le cambian el nombre, deja de ser fuerza Tamaulipas y en adelante es policía estatal. Cabe aclarar que no son todos los elementos los que se han corrompido, aún hay policías honestos y responsables que cumplen su función.

Pero los abusos no son exclusivos de la capital cueruda, en otros municipios pasa también, por ejemplo, en Tampico ya nos han dado tres quejas de un grupito de la ex fuerza Tamaulipas que rondan a pie el centro histórico y detienen haciendo bolita o casita a personas para cachearlas o revisarlas y les bajan pertenencias, sobre todo celulares, después de lo cual se retiran en diferentes direcciones.

Aun esperamos los tamaulipecos conocer el famoso plan de seguridad que acabara con la inseguridad, el cual no presenta aun el nuevo secretario de seguridad, recordemos que se solicitó compareciera ante el congreso para presentarlo, pero la mayoría panista lo impidió, ¿Por qué? No quieren contestar, se vuelven cómplices del estado de inseguridad que sufrimos.

No hay elementos suficientes para realizar las labores de patrullajes ni vehículos suficientes, nadie quiere hoy en día ser policía, muchos incluso han sido despedidos por no pasar los exámenes de confiabilidad que se realizan después de ser dados de alta para controlar la corrupción, sus plazas no han podido ser ocupadas por nuevos elementos.

Mención aparte es la deplorable condición en que se encuentran las instalaciones de atención a víctimas del delito, tanto materialmente, como falta de personal especializado, al grado que no tienen extensiones telefónicas activas, los teléfonos están guardados en pésimos estantes. Sin artículos de oficina ni tintas o tóner para copiadoras o impresoras.

Gran reto que tardara en ser corregido y funcionar correctamente, mientras tanto cada quien se cuida con sus propios medios y rogando a dios les proteja, los que no creen pues a tomar mas precauciones.

Comparte:
Compartir.

Sobre el Autor